domingo, 12 de junio de 2016

Tal para cual



Cuando fui a ese negocio, una de las tantas veces, la vi a ella, allí paradita, un poco más baja que yo, como en vidriera entre todas las mercancías; me pareció que me miraba y en su silencio me decía: "llévame" (no le di importancia).
Me fui y sus gritos me imploraban que la necesitaba, que era una parte mía importante, que era la libertad... subí al auto, no podía borrar su imagen, esa presencia poderosa y milenaria se había aferrado a mí, caprichosa, insistente, segura de su actitud.
Pasaron los días y no la podía olvidar... la veía por toda mi casa; comencé a delirar, ya que sentía que me hablaba al oído con tal dulzura semejante al canto de las Nereidas en pleno mar.
Me sedujo. No podía vivir así, sin ella... me sentía incompleta.
Volví al negocio, me paré frente a ella que allí estaba esperándome, nos miramos con amor, y sin pensarlo más, me compré esa escoba.



Elsa Gillari
©




jueves, 26 de mayo de 2016

Polvo Cósmico


(clic sobre imagen para ampliar)

 Geometría Fractal

Poema basado en imagen creada por la partida de un Ser amado



La pecera se quebró
en trozos de cristales
cientos, miles, millones
(me lo dijo el agua)

Tú, pez blanco luminoso
volaste al Cosmos
dejando en tu trayecto
moléculas brillantes
(me lo dijo el viento)

Sujeto por finos hilos
de energías fractales
se desprendían
de tu materia densa,
te sostenían
te elevaban
hasta tu morada
(me lo dijo la tierra)

Se cumplirá tu deseo
serás cenizas
cubriendo los huesos
de la que fuera
tu vientre materno
serás cenizas
mezcladas con las cenizas
del que fuera
el primogénito
de tu tribu
(me lo dijo el fuego)

Mariposas naranjas
te acompañan,
volverás con sus formas
a contarme de tu viaje,
de tu encuentro…
con nuestros ancestros.
Cuando te veré llegar
afinaré mis oídos
contemplaré tu aleteo
inhalaré el aroma
de la planta de jazmín
donde será nuestro encuentro.

Ya, no más sufrimientos.


Elsa Gillari
©







martes, 10 de mayo de 2016

Dualidad


Geometría Fractal 
(clic sobre imagen para agrandar)



Me hablaba dándome explicaciones de todo, tenía respuestas para cada pregunta.
Quería convencerme de que había hecho lo correcto.
Quería convencerme que todo lo había agotado, que fue el último impulso de vida; un duelo doloroso se estaba procesando con tristeza; su velatorio en el mismo espacio que había nacido.
En ese espacio donde fue mutilada, maltratada, incinerada…
Mi corazón silencioso y calmo sólo escuchaba sin comprender; los corazones sienten, no comprenden las emociones ancladas en la mente, en ese núcleo primario de miedo que se negaba aceptar que había colapsado, no quería morir, se mantuvo despierta creyendo que dormir es partir.
Se cansó de tantas explicaciones que nada solucionaban y se rindió ante un profundo sueño.
Mi corazón la acunó despacio muy despacio para que repose; cuando ya había conciliado el sueño, mi corazón la acarició y la arropó con una suave luz blanca y dorada.

..................................

Todo sucede para algo, hasta lo peor que nos sucedió en la vida fue lo mejor para nosotros en ese momento. 
Aquí y ahora, este instante que estás mirando esta imagen, leyendo el texto, ese sentir, si es de disfrute "disfrútalo" si es sufrimiento no lo mires más o haz lo que sientas. Aquí y ahora de eso se trata la vida.
No temas opinar, espero tu comentario. Esta obra es especial, es de todos


..................................

Comparto una imagen y textos. Le puedo poner un título cualquiera, el primero que se me ocurre. Cuando ustedes vienen a leer estos textos, contemplar la imagen, tienen la absoluta libertad de desarmarla, girar la imagen en sus cuatro lados, leer de abajo hacia arriba, saltear líneas y armar tu propia historia, ignorar el título, mirar con un solo ojo, rescatar una sola línea del texto, 
Mi obra es libre y así se debe sentir el espectador/lector.


Elsa Gillari
©

domingo, 1 de mayo de 2016

Son tus ojos (A Elsa)



Tercer Ojo - Geometría Fractal

Elsa Gillari

© Prohibida su reproducción
     y derivados visuales

(clic sobre imagen para ampliar) 


-Poema inspirado en la imagen por Marquesa Luna-


Son tus ojos
el prisma donde guardas los pinceles
que captan la esencia del paisaje,
impregnan de oro los murales
y dan luz a las auroras boreales.
Son tus ojos
seductores de emociones
que perciben más allá de lo que ven,
y voltean los pigmentos en la mente
ante una corriente etérea,
dibujando sonidos en fractales,
reflejando hermosura en la negrura.
Son tus ojos
proyectores de la magia que levita
en la paleta de tus manos,
y desnudan sentimientos
entre colores, matices y armonía,
transformando en puro arte
todo lo que miran, todo lo que tocan,
todo lo que sienten.


Marquesa Luna
© derechos de autor




viernes, 15 de abril de 2016

¿Título?


Geometría Fractal
(clic sobre imagen para ampliar)


Elsa Gillari

© 

Me expando en Fractales de Luz hasta tocar una molécula tuya.
Bien digo tu existencia. Que nuestros pensamientos, actos y palabras sean de Amor.
¡Gracias!








martes, 12 de abril de 2016

Lapislázuli


Pintura Digital
(clic sobre imagen para ampliar)


"Hay hombres con el corazón de piedra y hay piedras con el corazón de hombre"
(Dicho Hebreo)


Me perseguía su mirada azul índigo…

Llegué a la plaza, me paré en una de sus diagonales en la que podía contemplar los puestos de artesanos ofreciendo sus diversas mercancías. Era una tarde soleada con una cálida brisa que apenas movía mis cabellos al andar. Caminé por ella, despacio, contemplando la añeja arboleda que me daba la bienvenida.
Me detuve ante un coqueto puesto de tejidos artesanales, donde colgaba de una percha, una chaqueta rojiza tejida en telar, con un gran broche de bronce con una piedra de Ojo de Tigre en uno de sus extremos. La toqué y su lana era de una suavidad que parecía seda, al contacto con ella sentí que estaba hecha para mí, que allí estaba esperando hasta que decidiera llevarla, pero todavía no era el momento.
Mis piernas comenzaron a doler, a cada paso, hasta sentirlas como dos pilares de concreto que debían ser movidos por mi cadera para avanzar; a pesar del dolor creciente me permití fluir y que mis pesados y dolorosos pasos me llevaran a ese puesto donde me esperaba la piedra color índigo, presentía.
El Ojo de Horus me seguía con su mirada, aquí… en mi entrecejo, en mi tercer ojo aún dormido; su iris Lapislázuli dentro del metal de plata de orfebrería, giraba alrededor mío danzando en giros circulares sin tocarme, rítmicamente se movía al compás de una música cósmica que parecía ser oída sólo por mí.
Seguí caminando hasta detenerme en un puesto, al llegar, mis piernas se calmaron, ya no dolían.
El Ojo de Horus se ubicó sobre el paño rústico, cubierto de millones de años, de formas y energías brillantes nacidas del corazón de la tierra donde habita lo sagrado.
El artesano me miró con una sonrisa cómplice y me dijo:

-¡Llegaste! Aquí está…
Se acercaron otros artesanos, saludándome con respeto a lo que retribuí con agrado, más por la entrega del regalo que me hicieron de un pequeño árbol Bonsai, llamado árbol de la abundancia.
-Busco… busco… no sé, a ver, sí esa ¡Esa piedra azul! –señalándola, ¿puedo sostenerla?   ¿qué piedra es?
-Sí, por supuesto… es Lapislázuli.

La sostuve con sumo cuidado entre mis manos contemplándola fascinada; podía ver sus casi microscópicos reflejos de Pirita Dorada, su veta grisácea, toda ella en un tiempo desconocido, remoto, más que miles de años; perdí la noción de tiempo, retrocedí millones de años hasta su nacimiento; me mostró la cultura Egipcia, Un Ojo de Horus,  Medio Oriente, algunos rostros de quienes la habían llevado consigo; esa piedra de millones de años me transmitía conocimientos.
El artesano tomó un alambre de alpaca que fue modelando con sus pinzas rodeando la piedra, terminando en un artesanal pasador al que introdujo un tronchado de hilos negros de cera; mientras hacía su trabajo me dijo:
Nosotros no elegimos las piedras, son las piedras las que nos eligen y hacen que lleguemos a ellas cuando las necesitamos.
Al terminar su trabajo me la colgué del cuello.
.......................

Abrigada con mi chaqueta rojiza tejida en telar, me acerco al Bonsai que ha crecido un poco, ha renovado sus hojas, ha echado raíces nuevas y mi entrecejo comenzó a teñirse de azul Lapislázuli.



Elsa Gillari
© Derechos de autor

jueves, 31 de marzo de 2016

Vuelo de mariposa naranja en el caos


"Vuelo de mariposa naranja en el caos"

Geometría Fractal

Elsa Gillari
©Derechos de Autor reservados,
prohibida su reproducción y derivados

(clic sobre imagen para ampliar)


Poema inspirado en esta obra por Sheisan



Hilos corren,
                    van,
                                 vuelven,
   
tejen misterios.

¿Qué es esa forma?

-rayos de luz multiplicados,

-Un feto y una virgen en cuclillas,

un túnel,
              vida,
                       muerte,
                                     luz,
                                           belleza y creación.



Sheisan (escritora-poeta)
©Derechos de Autor reservados


¡Gracias Sheisan!